jueves, 17 de diciembre de 2015

Anticroqueta

          ¿Porqué? Me preguntaréis. ¿Porqué de repente y sin previo aviso este título tan lapidario? ¿tan categórico y devastador? Si somos fans incondicionales de las croquetas, si son lo mejor del mundo, el manjar que los dioses comen en el Olimpo...

          Qué jartura de la devoción de la gente con las croquetas, de verdad.

          Se suelen hacer con bechamel, y ésta con leche, así que no las suelo puedo comer a menos que las hagan específicamente con leche sin lactosa. Pero cada vez, ¡cada vez! que vamos un grupo de gente a comer o tapear a un bar alguien dice "pidamos ración de croquetas para compartir!". Que a mí me da igual, ya comeré yo otra cosa. Pero sinceramente, si las pudiera comer igualmente elegiría otra cosa.

          Las croquetas se han hecho de toda la vida con cosas que te sobraban. Por ejemplo carne del puchero o del cocido. Trozos inconexos que por no tirarlos los juntas, los picas, les pones leche y harina haciendo una mezcla y luego las rebozas con huevo y pan y las fríes. Qué cosa tan pesada. De hacer y de comer, porque no deja de ser una cosa rebozada y frita. Y eso son las de mi mama, que las hace que son todo carne (y con leche sin lactosa y aún así no me las como porque no me gustan), que si las pides en un bar, directamente son leche con harina y algunos trocitos de jamón reseco. Yo no lo entiendo, de verdad.

Croqueta y empanadilla, personajes creados por Ana Oncina,
que he descubierto buscando imágenes para ilustrar este post
y de verdad me han enamorado, espero que no le moleste
Visto


          Cierto que ahora las hay de muchas clases, con rellenos diferentes y que se hacen con los ingredientes comprados específicamente para ellas, y no con las sobras (aunque esto no tiene nada de malo, yo las haría por no tirar comida), pero sigo sin verle el punto. No son sanas y encima son una cosa crujiente por fuera (en el mejor de los casos porque si están blanditas también por fuera porque llevan rato hechas, apaga y vámonos) y que por dentro es pastosa. Es como comerse un puré recubierto de pan frito, o un trozo de carne que ya está masticado.

          Lo veo que está bien para aprovechar sobras, para hacer en casa o para llevarlo en tupper al trabajo y acompañar unas papas guisadas, un puré de verduras, una ensalada, unos guisantes (hmmm qué rico, guisantes con jamón)... pero no ¡no! en los menús de Navidad. Ni en casa ni mucho menos en bares. Estuve mirando menús para la cena de navidad de amigos que tengo el sábado (yupiii) y en muchos habían croquetas, algunos eran más caros que otros y la única diferencia es que llevaban croquetas ¡es de locos!. Lo peor es que ¡la gente se lo piensa! O sea, que están dispuest@s a pagar más sólo porque les pongan croquetas. No sé, lo vería si estuviésemos hablando de jamón, queso, gambas, langostinos... esas cosas que se comen en navidad (me refiero a esos de los buenos, no al jamón cortado que viene en paquete y queso del súper).



          Otra cosa que he venido observando es la página de encuestas en la que participo. Cada semana hacen una votación en la que proponen un ingrediente (por ejemplo: jamón), la gente sube recetas (guisantes con jamón, rollitos de jamón y ensaladilla, revuelto con jamón, jamón con melón... etc) y luego todo el mundo puede votar su preferida, a la que gana le dan un premio. Bueno, pues siempre gana la receta "croquetas de..." A lo largo de todo el tiempo que miro la web han hecho croquetas con absolutamente todo. Siempre gana. Tanto es así que un día el ingrediente no era ingrediente sino plato: las croquetas. Supongo que no fui la única que se dio cuenta del detalle :P

          En fin, y después de esta disertación ¿croquetas sí o no? ¿Qué opináis?

8 comentarios:

  1. jajajajaj Estaba esperando este post como agua de mayo... yo te digo que croquetas si pero caseras!! Las prefabricadas no me gustan nada ya que solo son harina.

    Por cierto... ¿qué es eso de la página de encuestas? Creo que me he perdido :(

    Un besazo reina!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja si ya te hice spoiler, jajaja. Yo es que ni caseras ni nada :P
      La página es Toluna, creía que había hablado ya de ella! Te registras y puedes ir contestando encuestas por las que te dan puntos.
      Un besotee

      Eliminar
  2. Jjajaaj, pues yo si soy de croquetas!!!! Pero como Sandry, caseras. No me gustan las precocinadas pero las caseras si, y yo hago vegetales con leche vegetal que en teoría son para mi hija y comemos todos y normales de muchos ingredientes, setas y gambas, vegetales, 3 quesos, jamón, mejillones, todas nos gustan,jajaja.
    A mí también me intriga lo de la encuesta.
    Un besín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego caseras es la mejor opción. Pero no me terminan de convencer, tendré que probar a hacerlas que no sean del puchero o algo xD.
      Ya he contestado en el otro comentario, la página es Toluna, creo que la conoces.
      Besitoss

      Eliminar
  3. JAJAJAJAJAJAJJAJA. A mí me gustan mucho las croquetas, lo reconozco. Y lo de que sean de sobras, no me parece mal, al contrario. Mi suegra hace unas croquetas de cocido con la verdura y todo que son de muerte mortal xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, si a mí me parece lo mejor que se hagan con las sobras, la verdad. Si mismamente lo que me parece raro es comprar los ingredientes especialmente para hacer croquetas :p
      Pues nada, espero que las disfrutes a menudo!

      Eliminar
  4. yo soy igual que tu! puaj, me dan asquito las croquetas, peeeeero he descubierto unas que me encantan: las de setas. pero hechas caseras, nada de congeladas! porque las congeladas parecen pure, y me da asco jajaja pero las caseras llevan trozos de setas y estan buenisimas!

    me ha encantado el post, me he reido mucho jajaja

    un besito!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego las congeladas son lo peor, por lo que veo. Creo que de setas no las he probado nunca.
      Me alegro que te guste :)
      Besitoo

      Eliminar