jueves, 8 de octubre de 2015

Cuando acumulas

          Parece mentira la cantidad de ropa que he llegado a acumular. A mí desde siempre me ha costado tirar cosas. Todo lo que me regalaron (aunque fuese más feo que el pie de otro y no lo usase nunca) lo tengo por casa. Y con la ropa igual.

          Tengo que hacer sitio en el armario para cosas nuevas, claro, entonces he ido dejando todo lo que no me ponía en cajas que acumulo en la cochera o en el trastero, hasta que me han dicho "esto ya no puede ser, revisa tus cajas y donemos la ropa que ya no te vas a poner más y a la que no le tengas un cariño especial".

          Y en ello estaba cuando he sentido la necesidad de contarlo (sí, lo he dejado a medias :S) pero es que me pasa algo curioso. ¿No os pasa que os acordáis de algún momento así especial al ver algún objeto relacionado? Por ejemplo de alguna noche de fiesta.

           Antes de que todos tuviésemos cámaras digitales y la gente se hiciese mil y una fotos cada vez que sale de fiesta (o va a estudiar, o se queda en casa...), no era tan común hacerse fotos. D hecho yo desde que empecé a salir de fiesta los fines de semana hasta 2003 aprox., me habré hecho fotos 3 ó 4 veces a lo sumo.  Por tanto me acuerdo de muy poco... hasta que he vuelto a ver la ropa que me ponía.

           Los recuerdos han venido a mí, desde "esta camiseta me la ponía con aquellos vaqueros" hasta sensaciones como el frío de salir a la calle con una minifalda y una camiseta finita aunque fuese pleno invierno (con abrigo ¿eh?que no soy irlandesa). Camisetas que yo ni recordaba y que de repente me han hecho sonreír, como aquélla morada de manga larga con un lazo al cuello, pura lycra, oiga, que me quedaba tan bonita. ¿Cómo podía ir tan ceñida? Ajustado por abajo, ajustado por arriba... uff.

          Ha sido difícil clasificar toda esta ropa.
Yo: - Ooooh, este pantalón! Me lo compré en el B&B (tienda de aquí del pueblo que era lo más cool para comprarse ropa). Molaba todo. ¡Y lo genial que me quedaba! No puedo deshacerme de él...
Yo: - Pero vamos a ver, Ángeles ¿te lo vas a volver a poner?
Yo: - Puede, porque me quedaba muy bien
Yo: - Pero si las últimas veces que te lo pusiste fue para ir al campo, y porque es muy cómodo
Yo: - Es verdad, es tan cómodo que merece la pena ¿no?
Yo: - No ¬-¬
Yo: - Vale :(

Yo: - Ooooh, mira, la camiseta que me ponía tantísimo para salir de fiesta
Yo: - Jo, no puedo deshacerme de ella T.T me trae tantos recuerdos... casi me siento con 16 otra vez

Yo: - Mi pantalón de campana rojo!! Me encanta, y la campana vuelve a llevarse ya mismo
Yo: - Ya... pero la última vez que te lo pusiste casi te corta la circulación de cintura para abajo
Yo: - Cierto, tiene que irse

Yo: - Aaah, mi camiseta de los angelitos!! Es tan mona y ocupa tan poco espacio...
Yo: - A guardar del tirón!!
Esta camiseta me encantaba y me la ponía tanto que la gente ya la tomaba como típico de mí, como que yo llevase un abrigo blanco (ahora hay más abrigos de todos los colores, pero en aquella época todas lo llevaban negro o marrón y yo destacaba mucho con el mío blanco, con el cuello de pelo y largo casi hasta los pies, ¡me encantaba! y la gente me reconocía por él, jaja) que, de hecho, aún lo conservo, he sido incapaz de deshacerme de él aunque hace bastantes años que no lo uso.

          Ahora, que estoy pensando en sacar algunas de las camisetas y vaqueros que se llevan ahora... y los pantalones de campana que están bien y me vale no los dejaré muy lejos, por si acaso terminan de volver :P (ya se están viendo de nuevo porque llevamos muchos años con los pitillo), y las camisetas cortas que también se llevan. Aunque ahora que lo pienso... yo ya no tengo edad para esas cosas :P

          ¿Creéis que llega una edad en la que no te puedes poner ciertas cosas o pensáis que cada una puede llevar lo que quiera cuando quiera?
          ¿Os cuesta mucho deshaceros de vuestra ropa antigua? :P

13 comentarios:

  1. Jajajaj, yo soy a sí, acumulo que da gusto.
    Yo también tenía una camiseta con angelitos y me encantaba. Y recuerdo que a veces he sentido esa sensación de frío al salir desabrigada, incluso recuerdo el olor a colonia, o como olía el portal, la calle...me ha encanado el post y los pantalones de campana han vuelto definitivamente.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué pena, ahora que ya tengo pantalones de pitillo, jajaja.
      Es curioso cómo vuelven algunos recuerdos :) Salir oliendo a Farala ¿eh? :P
      Un besitoo

      Eliminar
  2. jajajaja parece que hables de mi!!

    yo intento deshacerme de la ropa, pero me cuesta tanto... si que hay cosas que no quiero tirar de ninguna manera y las dejo en una caja en otro sitio que no sea el armario, porque como lo deje todo ahi la ropa no me dejara entrar en casa jajaaj

    un besito!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, desde luego el armario no es el sitio de dejarlas, sobre todo cuando no te las pones desde hace años, jajaja.
      Besitoss

      Eliminar
  3. Yo intento deshacerme de ropa que hace años que no me pongo pero al final no lo tiro por si acaso me da por ponérmelo o le encuentro otro uso jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, a mí me pasa, o pienso que puedo usar la tela incluso para otra cosa... (al final acumulo más :P)

      Eliminar
  4. Me siento totalmente identificada contigo... yo acumulo y acumulo... pero desde hace un tiempo cada año saco todo lo del armario y hago "limpieza". Tiro mucho menos de lo que debería, porque hay cosas que soy incapaz de tirar. Realmente no lo tiro sino que lo dono, pero me da muchísima pena....

    Un besazo reina!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que es un mal bastante común, jeje. Pero sí, es necesario hacerlo (yo también suelo donarlo, a menos que sean cosas que ya están muy mal)
      Un besazoo

      Eliminar
  5. Pues fijate, que a mi eso no me pasa. Al contrario, si no me cabe ya o no me gusta la dono =)! jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo, qué bien, alguien con decisión y que no acumula! Ole ahí :D

      Eliminar
  6. Me siento identificada y como tengo muchos más años que tú, tengo muchísimo acumulado.


    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno bueno, tampoco son "muchos más" ¿eh? xD
      Besitoss

      Eliminar
  7. A mí ese dilema se me plantea sobre todo con los libros XD No puedo meter de nuevos sin antes vaciar la estantería (los dono). Aunque con la ropa de vez en cuando también. Me sucede que acumulo, acumulo y acumulo hasta que llega un día que la situación no se sostiene.
    Lo de los objetos y prendas que me traen recuerdos también me sucede.
    Saludos :)

    ResponderEliminar