miércoles, 13 de noviembre de 2013

Reflexiones del viaje a Polonia

     Nada, aunque terminé de escribir mis particulares crónicas del viaje, aún me ronda por la cabeza (sí, no tengo otra cosa en qué pensar, es así de triste) y a modo de resumen, unas reflexiones, frases, anécdotas y curiosidades que se me quedaron en el tintero...

- Los bares tienen terracitas (mesas fuera, en la calle) pero es un país frío. Pues suelen tener calefacción pero también... ponen mantitas!! Así puedes estar sentad@ fuera tranquilamente, con tu mantita en las piernas, qué maravilla.

- Las polacas son muy guapas (eso se llevaron diciendo mis amigos y Sr.AA toda la semana). Es verdad que no vi ninguna que pudiera considerarse fea, pero también es verdad que la mayoría eran normales y que no vi una pestaña al natural en todo el tiempo! Todas maquilladas!

- Los polacos beben mucho. Lo saben. Te lo reconocen sin problemas porque... son polacos, es lo que hacen (que no lo digo yo, que lo decían los de allí!)

- No vi gente gorda. Si acaso algún tipo barrigón, pero gord@s no. Desde que M me lo dijo empecé a fijarme... y era verdad, no encontré.

- Da la sensación de que cualquier persona que encuentres por la calle, sabe de historia.

- Como ya dije en otro post, a l@s de Cracovia no les gusta l@s de Varsovia y a l@s de Varsovia no les gustan l@s de Cracovia (y no sé el gentilicio de ninguno de ellos). Se critican. Y no sólo les escuché estas bromas a los guías en las dos ciudades...

- Había palomas por todos lados

- No vimos ni perros ni gatos callejeros. Ni uno solo. Los perritos siempre iban con su correa acompañando a sus dueñ@s y (salvo una excepción) muy cuidados. Gatos solamente vi dos y los dos iban en brazos de alguien 0_0

- Como ya sabemos las papeleras pueden ser diferentes en cada sitio, y yo prefiero asegurarme de que lo es antes de tirar nada. Pues en la mayoría de papeleras a las que me asomé, había botellitas de cristal vacías (presumiblemente de vodka, porque las vendían en licorerías, tiendas y supermercados). Yo no quiero pensar mal pero... tampoco hacía tanto frío como para estar bebiendo de estranjis por la calle ya (porque allí está prohibido también beber en la calle).

- Las cosas son generalmente más baratas allí que aquí... por eso creo que bebimos más. Si aquí sales a beberte dos cervezas, allí son cuatro.

- Nunca escuché decir "no" (nie) una sola vez, siempre era "nie, nie, nie"

- No podía beberme los chupitos de vodka solo, así que cuando me invitaron, hice como la que se lo bebía, pero lo volqué en la cerveza. He de decir que estaba bastante buena así (y no era la primera vez que lo hacía porque ya lo hicimos el día del partido). Creo que voy a pasarme al vodka a partir de ahora, jajaja.

     Y hasta aquí, porque no puedo seguir eternamente haciendo post del viaje! Gracias a l@s que pasáis por aquí siempre ;)

8 comentarios:

  1. Oye!!!!!! que me ha encantado lo de la mantita!!! Yo que en invierno soy inseparable de ella para ver la tele... como me gustaría irme a beberme unas cervecitas con los amigos y poderme poner una mantita... Eso se debería de importar a España!!!!! Yo mientras estudiaba en verano trabajaba de temporera en un almacen de fruta y trabajaban conmigo muchos polacos y polacas... De camino al trabajo por la mañana se desayunaban una cerveza y en los vestuarios siempre encontrabas botellas y latas... hay que ver como tragaban!!! Y ahora que lo dices.. no había ningun@ gord@!!!!! Además para venir a trabajar las mujeres iban con mucho brilli-brilli... jejeje maquilladas no porque no se podía, pero lentejuelas había por todas partes.

    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, me da la sensación de que las polacas son siempre tan divinas... Y lo de la mantita ya lo pensamos pero... al menos por aquí abajo las mantitas iban a durar en los bares dos días ¬¬ hay mucho ratero, me temo.
      Un bsotee

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Totalmente, me volví loca cuando lo vi la primera vez. Luego nos fijamos que las ponían por todas las terracitas del centro

      Eliminar
  3. Qué curiosidades!!! son cosas que se sabe sólo viajando...
    Lo de la mantita sí que tiene su gracia!!! (ahora tengo una puesta, jaja)...
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, y cosas que seguro se me han pasado al escribir...
      Yo también estoy ya con la mantita puesta, jaja
      Bsitoss

      Eliminar
  4. Lo de la mantita, en el C.C Las Rozas Village, hay una cafetería (creo que es cafe & té) que las tienen, pero te voy a confesar que yo soy un poco escrupulosa y no me abrigaria con ella

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JaJaJaa, definitivamente tú no vayas al hostal en que estuve en Cracovia, tendrías que llevarte sábanas, almohada, edredón... :P

      Eliminar