jueves, 21 de noviembre de 2013

Olvidar...

     Olvidar es tan difícil a veces y otras tan fácil...



     Normalmente es un verbo que se percibe como negativo. Olvidar me pone triste...



     Olvidar a personas, que no están es frecuente. Evidentemente si fue importante para ti siempre le recordarás pero... se olvida el tono exacto de su voz cuando hablaba, algunos de sus gestos, cada vez más gestos, la forma de caminar o las cosas que solía hacer... Aunque una no quiera olvidar, es algo que ocurre.




     Sin embargo otras veces olvidar es bueno, como cuando olvidas el dolor de sentirte defraudada, herida, engañada...

     Supongo que de ahí es que digan que "el tiempo todo lo cura". Lo que lo cura es nuestro cerebro, que olvida, evitándonos sufrimiento. Puede que no se olvide el hecho o la historia, pero definitivamente deja de doler. Eso me recuerda a una película que vi hace tiempo, Olvídate de mí! (el título original es Eternal sunshine of the spotless mind).


     Me resultó muy curiosa (aparte de que Jim Carrey siempre es digno de ver, jeje). Tras terminar una tormentosa relación, el personaje de Jim se encuentra con su exnovia y se sorprende porque no le reconoce en absoluto. Indaga y descubre que hay una especie de clínica donde un Dr. hace posible que se borren todos los recuerdos de la otra persona. El personaje de Jim se somete al tratamiento también, pero la cosa no sale como esperaba...y se da cuenta de que aún la quiere.



     Es curioso cómo se puede manipular la mente, cómo se pueden esconder recuerdos que una ni siquiera sabe que tenía, cómo afloran cuando menos lo esperamos, y cómo pueden controlarse también. Me dio mucho que pensar. Si ésto fuera posible ¿elegiría olvidar en algún momento? ¿elegiría mucha gente esta opción? (no  me cabe duda, porque sería ir a lo fácil) ¿no se estarían condenando a repetir los mismos errores una y otra vez?


     De alguna forma olvidar también libera.



     Y hace querer empezar de nuevo.




(todas las fotos son de AQUÍ)

15 comentarios:

  1. - No sé si tienes moderación de comentarios XD pero le he dado a publicar y no aparece el comentario. Meh! XD Hago la prueba otra vez.

    Te decía que me encantan las fotos, que muy bien elegidas.

    Y que olvidar es restar existencia a las cosas. Incluso cuando algo o alguien desaparece, sigue existiendo mientras se le recuerda. Si olvidamos es cuando desaparece. Y olvidar... Bueno, aunque sea algo atractivo cuando la experiencia duele, pues no hay experiencia, por mala que sea -quizá esas sobre todo- que no nos enseñe algo.

    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no había moderación. Bloggers se había comido mi comentario ¬¬

      Eliminar
    2. No, no tengo moderación en el blog, pero a veces también me ha pasado que le das y no se publica! Cosas de Blogger...
      Muy de acuerdo contigo. En este caso, olvidar era la parte triste. No queremos, pero es inevitable olvidar cosas.
      Bsitoss

      Eliminar
  2. hay que ser más fuerte que todo esto!! nada de especialistas, hay que tener valor y salir adelante.
    No me gusta olvidar, creo que es la mejor forma de aprender y madurar. Si ahora mismo soy quien y como soy en la actualidad, es gracias al pasado; me guste o no, actué de esa forma en ese momento y he aquí las consecuencias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo estoy de acuerdo con eso. Borrar una parte de tu vida sería como borrar una parte de quién eres ¿no?
      Sigamos aprendiendo! ;)

      Eliminar
  3. Yo no elegiría olvidar. Supongo que no me ha pasado nada tan excesivamente desagradable como para querer olvidarlo. Creo que está bien recordar lo que hemos vivido, porque todo eso forma parte de nosotros.
    BEsos!
    (Veré la peli, porque no me llamaba nada pero ahora creo que puede ser entretenida)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me pasa igual. Y ya me contarás si ves la peli, y si no te da qué pensar, al menos sirve para entretenerte un rato xD
      Un bsotee

      Eliminar
  4. Hay que quedarse con todo lo bueno, y al pensarlo, lo mantenemos vivo, en nuestro recuerdo, por eso si hay algo que nos hace daño es mejor olvidar!
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah qué bien resumido!! Recordar lo bueno y olvidar lo malo es un ejercicio muy sano :)
      Bsitoss

      Eliminar
  5. Totalmente de acuerdo, el cerebro es sabio y selecciona lo que recordamos. Muy bonito y unas fotos perfectas.
    http://mivida-enblog.blogspot.com.es/
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las fotos las encontré todas en ese post que enlazo, me parecieron muy especiales :)
      Yo también creo que el cerebro selecciona (y normalmente nos hace un favor, jeje)
      Bsotess

      Eliminar
  6. Creo que todo sirve, lo bueno y lo malo mejor recordarlo, pero también creo que el cerebro controla que es necesario bloquear o suavizar para seguir adelante. Me ha gustado mucho las fotografías que has elegido para la entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo también lo creo, a veces es necesario. Gracias por tus comentarios :)
      Siempre.

      Eliminar
  7. Tengo comprobado que tendemos a olvidar lo malo y quedarnos con lo bueno. O a mi, por lo menos, me ha pasado. Quizá es un mecanismo de defensa, pero soy feliz al activarlo.
    Preciosas las fotos e interesantes las reflexiones. Abracitos,

    Rocío
    www.corriendosinzapatillas.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es lo necesario Rocío: ser feliz :) me encanta cómo lo has descrito.
      Bsitoss

      Eliminar