miércoles, 16 de octubre de 2013

Flamante carrera (la continuación)

     Ya contaba allá por mayo que mi situación laboral es cuanto menos... curiosa. Sé que no es una cosa sólo mía y que hay mucha gente así, pero lo mismo no todo el mundo se encuentra con lo que yo. Siguiendo con el otro post que he enlazado, en que hablaba de dos fantabulosas experiencias laborales esporádicas que tuve, voy a seguir hoy con la lista.

     Sin más dilación:

     Trabajo fantástico nº3: el fichero medio fantasma.

     Me llaman de la ETT: "oye, cómo se te da meter datos en ordenador? escribes rápido?" Pues claro que escribo rápido, son años de IRC, Messenger, Whatsapp (en ese orden) y chats varios. "Pues mira, es para ir a una consulta de médico privado, y copiar los datos de los pacientes que tiene escritos a mano a un fichero informático para una base de datos". Vale, parece fácil, no hay ningún problema.

     Llego a la consulta en cuestión, el médico amable, la enfermera/administrativa/recepcionista, un encanto, la sala de espera preciosa con su lámpara de araña, su mesa de cristal, sus sofás blancos y sus sillas de terciopelo... "Pero esto es un piso muy grande" me dicen "sólo está ocupada esta parte para consulta, el resto del piso está por allí". Abre una puerta...


     Imaginaos ese pasillo pero sin gente (que ya me hubiera dado algo). "Tú vas a trabajar aquí" (señalando al medio del pasillo, donde han puesto una mini mesa camilla sin calentador y una silla)*

     Y yo, con lo cagona que soy "sí... estupendo". Entiendo que no puedo estar en la sala de espera mientras hay clientes manipulando datos (no es legal), pero ese pasillo... Al menos por las mañanas podía estar en la mesa de la ayudante porque ¡no había nadie! Hmmm, qué guay, llegar de noche a un piso enorme y vacío para estar sola toda la mañana. Menos mal que de tan pijo que es el barrio, tenían portero para abrirme la puerta y por lo menos sabía que había alguien por allí (muy majo el portero, por cierto).

     Bueno, vamos ahora al fichero. Fichero que tiene la solera de casi 30 años. Cada historial metido en un sobre... miles de sobres que abrir. No es problema, yo soy una máquina con el papel! Miramos un sobre... miro la base de datos... "esto...en la base hay que meter mínimo el nombre y la dirección postal de la persona, si no no deja guardar. ¿Dónde están las direcciones?" (mirando el escueto historial  con dos palabras escritas de una persona que fue una sola vez a consulta en el 95). "Ah, pues no están, el doctor no suele apuntarlas".



     Genial, estupefantástico. Ángeles se pasa toda la mañana llamando por teléfono (cuando había un teléfono que todavía tenía línea) a personas que ni se acuerdan que una vez estuvieron en esa consulta para preguntarles una dirección que lo mismo quieren darte o lo mismo no (y con toda la razón, yo no lo haría!) o para enterarte que simplemente fallecieron (y bajón para el resto del día, ahí lo llevas, guapa!).

     Y encima tener que aguantar que te diga el jefe "pues tu compañera, la que contratamos para la otra consulta, mete en la base 100 más que tú al día" (claro, yo también lo haría si no tuviera que estar llamando a gente que no existe, no está en casa, no te da la dirección porque cree que lo quieres estafar...) y que venga diciendo que ella "tenía que buscar los códigos postales porque no estaban en la ficha" (sí hija, lo mismito es) (en verdad era un encanto de persona también, no le reprocho nada, jaja).

     Total, ¿absurdo o no? ¿qué os parece?


     Trabajo fantástico nº4: llega la era digital

     Un poco al hilo del anterior, donde lo que querían era registrar en un archivo informático todo el archivo físico, llegó este otro trabajo (que dio para dos semanas solamente) con el mismo cometido pero algo diferente.

     De nuevo llaman de la ett "te interesa...?", "sí" contesto yo, "pues mira, tienes que venirte para una prueba aquí que pide la empresa y tal". Voy, me hacen ordenar por número unos CPD que conocía de sobra (yo estuve allí de prácticas y puede que alguno de esos incluso los hubiera sacado yo). Ok. El tema es que la Junta se está digitalizando, y hay muchos archivos físicos que deberían ser virtuales para que así se puedan consultar desde cualquier oficina y no tengan que ir expresamente a buscarlos al sitio donde están guardados o molestar a alguien de allí. Está muy bien pensado, la verdad.

     ¿Qué era realmente el trabajo que iba a hacer? Quitar grapas. Así tal cual suena.

     Los documentos legales, con sus correspondientes grapas uniendo tickets, facturas, comprobantes bancarios y otros documentos administrativos, con sus forros para agrupar documentos, con su archivador de anillas, con sus clips... todo eso tenía que ir fuera porque no pasaban por la máquina de escanear.



     Evidentemente un escaner de esos que tienes que estar levantando la tapa y poniendo los documentos uno a uno sería no acabar nunca, por lo que mandaron a una persona con el aparato que escanea a documento por segundo. Pero para ello los papeles deben estar cada uno suelto y bien estrado para que se escanee bien. Ése era mi trabajo.

     Menos mal que nos pusieron a dos allí y al menos podíamos charlar mientras nos dejábamos las uñas allí un poco con cada grapa. El personal de allí bastante simpático (la mayoría, no todos), y mi compi también. De gente no me puedo quejar desde luego. Pero que el trabajo era una patochada, seguro. Necesario, pero... ahí va mi carrera universitaria y mi master y todos los cursos que he hecho por un trabajo que podría hacer un mono bien amaestrado.


     ¿Alguna anécdota que contar sobre trabajos de este tipo?

     Por si a alguien le interesa, tengo más. En próximas entregas, jeje.




* Para l@s que no seáis del sur o no conozcáis lo que es una "mesa camilla", no es para tumbarse ni nada por el estilo, es ésto:


Con falda

Sin falda o sin vestir. En el hueco se ponía
el brasero (actualmente eléctrico)



10 comentarios:

  1. Jajajaja.... ¡qué experiencias tan fantásticas! Yo soy de Murcia y aquí también se lleva la mesa camilla...
    Me ha encantado tu post.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro :D Yo lo de la mesa lo explico por si acaso, jeje, ya sé que por Murcia también se lleva, sí :P
      Bsitoss

      Eliminar
  2. Angie, te has planteado escribir un libro con todas tus experiencias?? Seguro que triunfarías!!! La verdad es que con la situación que tenemos hoy en día, se puede ver de todo... Yo tengo amigas que están apuntadas a ETTS y la verdad es que les toca hacer de todo a las pobres.

    No me extraña que no te quisieran dar la dirección mucha gente que llamabas por teléfono... yo tampoco lo haría!! y lo de sacar grapas... apuffffff

    Ayyy quiero leer más entregas!!!!! Yo como ya te comenté tengo suerte de uqe antes de acabar la carrera ya estaba trabajando de lo mío... Llevo casi 3 años y sueño con algún día llegar a ser mileurista porque siendo ingeniera informática que tenga que tener estos sueños... enfin así están las cosas..

    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siii, me acuerdo que me lo dijiste (envidia infinita, por cierto, jaja). Lo del libro no me lo he planteado nunca, la verdad es que no sirvo para promocionarme (que lo de escribir bien o no ya no se lleva, ahora lo que se lleva es publicitar bien aunque hagas un mojón (con perdón)), pero en fin, muchas gracias por tu fe en mí xDDDD
      Un Bso enorme!!

      Eliminar
  3. jajaja, lo que mas me ha gustado es que aclarases (con fotos incluidas) lo que es una mesa camilla. Yo por suerte lo sabia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JaJaJaa, es que a veces no discrimino entre lo que es de conocimiento nacional y lo que es autóctono, así que por si acaso :P
      Bsitoss

      Eliminar
  4. jajaja, ay lo del pasillo fue mucho!! jajaja
    Claro que la otra iría más rápido, porque se inventaba los datos que faltaban
    Y l omucho que han hecho los chats por nuestras habilidades informáticas!! más que le curso de mecanografía al que fui

    Quitar grapas es la motivación sumun chiquilla

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JaJaJaa, se inventara o no los datos, al menos si están todos sólo tienes que copiar, no buscarlos...
      Yo nunca he dado mecanografía, pero hasta la gente que sí sabe me dice que escribo rápido, jaja
      Bsitoss

      Eliminar
  5. Yo también creo que te da para escribir un libro de surrealista podría pasar por cómico o vender el guión a Almodovar por lo menos, me quedo con ganas de ver la siguiente entrega, ves que engancha ;). Un beso y pa lante que llegará tu trabajo perfecto o casi. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje, supongo que tod@s más o menos acumulamos experiencias en nuestras vidas para un libro (autobiografía??), la cuestión es cómo contarlo (y ya te digo que no tengo ni estilo ni gracia para eso, jaja) pero me divierte contarlo, sobre todo con un público tan agradecido como éste ;)
      bsitoss

      Eliminar